martes, 3 de mayo de 2011

Las claves del éxito educativo en la familia

Martin Luter King expresó, en su más famoso discurso, su sueño de “lograr una nación libre, donde se aceptara a las personas de raza negra como iguales a otro ser humano”. Hoy el mundo entero celebra o al menos se sorprende por el nombramiento de Obama como presidente de los Estados Unidos.

Los dueños de Google, distinguidos con el Premio Príncipe de Asturias, soñaron con crear un sistema de comunicaciones que conectara a todas las personas del mundo.

El Juez Calatayud, del Tribunal de Menores de Granada, me imagino que tendrá el sueño de aportar una diferencia positiva en los adolescentes que juzga, dictando sentencias en las que se posibilita una rehabilitación al contribuir con la sociedad.

Las personas tenemos un potencial de desarrollo enorme. Lo que tú llegas a ser, tu proyección y grandeza presente y futura deviene de tu capacidad para soñar, para visualizarte en un nivel superior de realización: amor, salud, abundancia, paz, alegría…

¿Sabéis cual es la canción de todos los tiempos seleccionada como número uno en el mundo? Imagin, de Jhon Lennon. Imagina un mundo mejor, imagina un mundo donde hay paz, imagina…

Os voy a proponer un pequeño ejercicio. Se trata de situarnos en un estado interior relajado, de máxima consciencia, y conectar con vuestro propósito en la vida. Dura sólo un instante. Yo os voy a guiar. ¿Estáis dispuestos? Hacer tres inspiraciones profundas, llevando el aire hasta abajo, hacia el vientre, soltar. Contéstate a estas preguntas:

· ¿Cuál es el propósito de mi vida?

· ¿Qué habré alcanzado dentro de 5 años?

· ¿De qué me siento orgulloso?

· ¿Cuál ha sido mi aportación a mi familia, a mi entorno?

· Después de morir, ¿Qué me gustaría que dijeran de mí mi pareja, mis hijos, mis amigos, mis compañeros de trabajo?......

Abrir los ojos, respirar normalmente.

PASOS HACIA EL ÉXITO

El éxito habitualmente lo definimos como un logro de poder:

Poder económico (casas, coches dinero y demás posesiones materiales)

Poder social (prestigio y reconocimiento)

Poder político (cargos de responsabilidad en instituciones y organismos)

El éxito del que hablamos se centra en tu éxito personal, como individuo, capaz de realizarte como persona completa, desarrollando al máximo tus talentos y aptitudes, y cultivando tus habilidades de relación con otras personas. El éxito de una persona, tú, que se atreve a soñar en grande, que tiene un propósito en su vida y que se compromete ciento por ciento a lograrlo. Individualmente, en familia, en el trabajo y en la sociedad.

Los principios del éxito son

1. Tener Propósito. A lo que has venido a este mundo. Cada persona nace con un propósito en la vida. Lo que te da alegría es conocer y vivir hasta el extremo tu propósito en la vida. Cuando más te conectes con tu propósito más disfrutas de los placeres y de la vida. El propósito de la vida debe poderse describir en una sola frase.

2. Tener misión. Es como se comparte ese propósito con otras personas, en la familia, en la sociedad, en el mundo.

3. Tener visión. Es el resultado de tu misión, que queda ahí aunque tú no estés. Es visible para el mundo. Cuanto más alto tienes el listón inspirado por tu propósito, más se manifiesta la visión. Merece la pena organizar algo que funcione aunque tú no estés. Si tu empresa no funciona cuando tú no estás, no tienes empresa, tienes trabajo. Si tu familia es un caos si tú no estás, no tienes familia, es un conjunto de personas compitiendo entre si y colaborando a crear problemas.

4. Tener Metas. Es lo que va a tomar realidad aunque no sean muy visibles. Por ejemplo:

* Haré un viaje a Italia en Junio 2011

* Tengo una relación de pareja comprometida

* Participo activamente en la Escuela de Padres

* Hablo con el tutor de mi hija periódicamente.

Metas es todo lo que te apetece manifestar y hacer en el mundo. No se trata del resultado, sino en la persona en quien te conviertes entregándote al proceso de conseguir la meta.

Las metas han de ser: Específicas, realistas, medibles, concretas en el tiempo. ¿Qué quiero lograr? ¿Cómo lo quiero lograr? ¿Cuando voy a conseguirlas? ¿Qué medios necesito? ¿De qué realidad parto? ¿Qué apoyos necesito? ¿Qué actitudes mías no me ayudan? ¿Qué necesito cambiar en mi vida? ¿Qué costos estoy dispuesto a pagar para lograr mis metas?

En este punto es imprescindible el enfoque. Enfoque es concentración, me centro en lo que quiero alcanzar o manifestar (no en lo que no quiero)

PLANIFICAR Y ACTUAR

La planificación y acción es cada día. El presente es el único espacio donde la acción tiene cabida. Sobre el ayer no podemos actuar. Sobre el mañana tampoco. El mañana será el resultado de lo que hayas decidido hoy. Si quieres mejorar la relación con tus hijos, hazlo hoy. Si quieres mejorar tu relación de pareja hazlo hoy. Si quieres mejorar tu salud, que tu acción se oriente hacia la salud. Si quieres marcar una diferencia significativa en tu hijo, hazlo hoy.

Cuando uno planifica se hace creativo y el subconsciente se pone a trabajar para que logremos lo que nos hemos propuesto. El secreto del éxito es tomar acciones con enfoque adecuado, con una alta motivación y con compromiso en los resultados.

Un buen plan de acción incluye: la persistencia, la creatividad, la iniciativa, entusiasmo y buen humor, cooperación, focalización en los objetivos y evaluación para verificar que funciona y que no.

LA FAMILIA

La familia es el núcleo social donde se inculcan los valores a los hijos, los mismos que desarrollarán y fortalecerán durante todo su vida. Estos mismos valores son los que definirán el tipo de persona que serán, y al final el tipo de sociedad que construirán.

La familia es un equipo, y todo equipo ha de tener una finalidad bien definida, conocida y compartida por todos los miembros. Esta finalidad familiar la llamaremos Misión Familiar. El enunciado de la Misión Familiar es una expresión unificada de todos los miembros de la familia sobre el propósito de existir de la familia, de lo que quiere ser y hacer, y de los principios rectores que conjuntamente han elegido para gobernar su vida familiar.

Permitidme que os comparta una frase de Benjamín Franklin:

“Nos detenemos en el cruce de caminos, cada hora, cada día, haciendo elecciones. Elegimos los pensamientos que nos permiten pensar, las pasiones que nos permiten sentir, y las acciones que nos permiten realizarnos. Cada elección se hace en el contexto de cualquier sistema de valores. Estamos de forma muy real, haciendo la elección más importante que haremos jamás.”

¿Cómo enunciar una Misión Familiar?

Explora y escribe cual es el Propósito de tu familia. Se trata de poner sobre la mesa los sentimientos y las ideas de todos.

* ¿Cuál es el propósito de nuestra familia?

* ¿Qué clase de familia queremos ser?

* ¿Qué clase de cosas queremos hacer?

* ¿Qué clase de sentimientos queremos tener en nuestro hogar?

* ¿Qué clase de relaciones queremos tener entre nosotros?

* ¿Cómo queremos tratarnos y hablarnos?

* ¿Qué cosas son verdaderamente importantes para nosotros como familia?

* ¿Cuáles son los talentos únicos, dones y habilidades de cada uno de los miembros de nuestra familia?

* ¿Cuáles son los principios y valores que queremos vivir?

* ¿Cómo podemos contribuir a la sociedad como familia?

Ejemplo: “La misión de nuestra familia es: valorar la honestidad con nosotros mismos y con los demás. Crear un ambiente donde todos podamos encontrar apoyo y motivación para lograr nuestras metas de vida. Respetar y aceptar la personalidad y talentos únicos de cada persona. Promover una atmosfera de amor, alegría y felicidad. Mantener la paciencia a través de la comprensión. Resolver siempre los conflictos familiares en vez de promover la ira y el enfado. Apoyar los esfuerzos familiares para hacer una sociedad mejor”.

La importancia de pensar en el futuro

Nuestra ciudad, nuestra Andalucía, nuestro país, necesita jóvenes que visualicen la sociedad en la cual quieren vivir con sus familias y luego establezcan cual será su propia contribución para lograr esa sociedad futura. Cuando logren, con nuestra ayuda, tener clara esa visión de su contribución, y tengan todos los días de su vida ese fin en su mente y corazón, los pasos que darán día a día serán más efectivos.

No basta la cultura, no basta tener una extensa formación, no es suficiente un amplio currículo. Nuestra sociedad falla porque le falta Visión y Valores.

Víctor Frank, médico austriaco, psiquiatra en Viena y judío, fue llevado a un campo de concentración y cuando llegó se propuso 3 objetivos:

1) Sobrevivir 2) Utilizar sus conocimientos médicos y ayudar en lo posible 3) Tratar de aprender algo en medio de aquel horror.

Al final de la guerra escribió un famoso libro “El hombre en busca de sentido” y describió lo que había aprendido: Entre aquellos que sobrevivieron había una característica esencial: “Tenían aún algo de gran importancia por realizar en el futuro”

Hasta aquí, la parte de Ideales y Valores. Ser “Padres Consecuentes”, como dice Pilar, requiere compromiso con el propósito o misión familiar, el establecimiento de normas y límites a los hijos, y el desarrollo práctico en el día a día. Esto significa aceptar y cumplir acuerdos, normas y límites, lo que conlleva aceptar cierto grado de frustración.

Tener acuerdos sobre:

* El orden y limpieza, sobre los horarios, sobre la cooperación en la casa, acuerdos sobre reparto de responsabilidades, sobre la economía familiar, acuerdos sobre lo que se ve o no en la televisión y en internet, acuerdos sobre rendimientos y tiempos de estudio y tareas. Acuerdos sobre tiempos libres y de esparcimiento. Acuerdos sobre la forma de comunicación. Acuerdos sobre la forma de afrontar los conflictos. Acuerdos sobre el apoyo mutuo entre los miembros de la familia

* Cualquier otro acuerdo, no contemplado aquí, y que coopere a la estabilidad y crecimiento de la familia.

MENSAJE PARA LOS HIJOS DE SUS PADRES

Para terminar, si yo escribiera un mensaje a mis hijos, sería como éste:

Querido hijo, querida hija: El éxito en la vida no se logra de un día para otro, ni es cuestión del azar, es la suma de pequeños y modestos logros diarios. Cuando perseguimos una visión y nos cuesta alcanzarla, nos desesperamos y nos entra la tentación de reducirla a algo más pequeño, más accesible, sin pensar que los sueños, los ideales, solo se logran con persistencia, perseverancia y paciencia.

Piensa en tu futuro y trata de vivir la vida con un fin en la mente, lo que significa tener una clara imagen de lo que quieres ser y hacer en tu vida. Si no decides tu futuro, alguien lo hará por ti: la sociedad de consumo te atrapará, la mediocridad del ambiente te arrastrará, te sentirás con miedo y lo que es peor: impotente para actuar sobre el mundo.

Todos los sueños que tengas puedes convertirlos en realidad si tienes el coraje de perseguirlos y ser persistente con ellos. Nivel de vida no es estilo de vida. Ese es el mayor engaño que nos han hecho. Busca tener un estilo de vida que te guste, te apasione y te haga feliz. Cultiva tus aficiones y desarrolla tus mejores talentos.

Nunca dejes de soñar y persistir en tus sueños. Nosotros estamos para apoyarte a alcanzarlos.

“Tus padres que te quieren”.

CONCLUSIONES

1.-Es posible mejorar cualitativa y cuantitativamente el estado de salud emocional, las relaciones, la cooperación y los resultados en las familias.

2.- La orientación es tener enfoque en los valores que queremos vivir, teniendo clara la visión y los objetivos, con un plan de acción orientado a los resultados.

3.-El orientador familiar puede ser un agente de cooperación eficaz en este proceso. Las Escuelas de Padres se configuran como grupo que ayuda en la integración de habilidades y en el fomento de una clara actitud de cooperación con los Centros Educativos con la finalidad de lograr, en equipo, la educación integral de los hijos.

Rosa Estañ, Asesora Familiar- Consultora Coach



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada